La Familia Marista celebra el Día Montagne

La inauguración de la Plaza del Centenario culminó un día de celebración en el que se recordaron los cien años de historia marista en Segovia y el encuentro de San Marcelino con un joven Montagne que le llegó al corazón.

El colegio llenó el día Montagne de actos que permitieron revivir la experiencia que vivió San Marcelino al asistir en sus últimos momentos a este adolescente que le enfrentó con la necesidad de quien no había podido aprender lo que hubiese deseado. Atender al necesitado y llevar la educación a los más desasistidos. De ahí hasta hoy. Casi 100 años después llegaron los Maristas a Segovia y otros 100 años más tarde, aquí nos encontramos. Con un colegio cargado de ilusión y en el que sus cerca de 800 alumnos son testigos del esfuerzo de los nuevos maristas por seguir la obra de su fundador transformando la realidad desde la educación.

La jornada del 26 de septiembre comenzó con una tutoría en la que, recuperando el lema “Cambia”, cada clase refrescó la historia marista y pudo dar gracias por ser continuadores de esta obra transformadora. El segundo paso llevó al ya tradicional hermanamiento entre los alumnos mayores y pequeños para juntos compartir su experiencia y caminar juntos hasta la, recién bautizada, Plaza de Centenario. Allí reunidos celebramos nuestro ser marista, junto con toda la comunidad de Hermanos, cuyo testimonio acompañó la plantación de un árbol que se unirá a la vida que siempre llena nuestros patios.

La Plaza recibió la bendición de la mano de nuestro párroco D. Jesús, para, finalmente, descubrir la imagen el centenario que nos acompañará desde el comienzo de nuestro segundo siglo de vida como colegio.
 

   Ver galería de imágenes

Categoría: